En el siguiente artículo vamos a analizar los síntomas que aparecen al día siguiente de consumir cocaína. Lo que comúnmente se conoce como la “resaca” de la cocaína, haciendo hincapié en los diferentes momentos que puede pasar una persona que ha consumido.

El consumo de cocaína ha aumentado de una manera drástica en las últimas décadas, independientemente de la clase social, la edad o el objeto del uso de la sustancia. Por los efectos que genera se consume tanto de manera recreativa como para poder aumentar determinadas capacidades mentales, con el objetivo de mejorar en el trabajo o en los estudios.

Asimismo, este consumo ha sido favorecido por la creencia que existe en la sociedad de que mejora las habilidades sociales y que aumenta el placer en las relaciones sexuales.

¿Qué impacto tiene la cocaína en el organismo?

Para entender mejor los síntomas que tienen lugar al día siguiente de consumir cocaína conveniente conocer cómo afecta esta droga de manera general al organismo.

La cocaína, como se ha visto en otras publicaciones, es una sustancia estimulante con un alto poder adictivo, cuyos síntomas más característicos son euforia, alerta mental que mejora el desempeño de tareas simples, disminución de la sensación de cansancio, hipersensibilidad de los sentidos o irritabilidad.

Al inicio del consumo se experimenta bienestar, pero el problema aparece cuando se consumen grandes cantidades en un periodo relativo corto de tiempo, en el cual pueden aparecer comportamientos violentos, agresividad y estados de ánimo negativos.

Además, como cualquier otra sustancia psicoactiva, tiene graves consecuencias a nivel físico afectando a diferentes sistemas del organismo, pudiendo provocar enfermedades más graves y de una manera crónica, así como a nivel psicológico, aumentando las probabilidades de desarrollar trastornos del estado del ánimo o, incluso, llegar a la paranoia.

Lo que normalmente mueve a las personas a consumir cocaína es la capacidad que ésta tiene de estimular el organismo y por la sensación de confianza que genera en uno mismo. Al comienzo del consumo, la persona experimentará esa sensación de control, agilidad de pensamiento que permite desempeñar mejor ciertas tareas, excitación, etc. pero estos síntomas duran poco, normalmente entre 30 y 90 minutos.

Posteriormente, a corto plazo, comienza a aparecer irritabilidad, agresividad, la confianza en uno mismo se va perdiendo, lo que da lugar a sentimientos de miedo y ansiedad. Éstos últimos síntomas más desagradables hacen que la persona necesite volver a consumir para que desaparezcan, por ello, pueden estar toda la noche consumiendo, tanto por la sensación de placer que genera la cocaína, como por la evitación de esos síntomas no deseados.

A largo plazo, la persona corre el riesgo de desarrollar una adicción. Esto es así porque, una vez que ha comenzado el consumo, se genera dependencia y cuanto más aumenta el consumo, mayor es la tolerancia, por lo que la persona necesitará mayores cantidades de sustancia para poder experimentar los mismos efectos que en los primeros consumos.

Este consumo excesivo durante una noche o un periodo de tiempo determinado hace que los síntomas al día siguiente de consumir cocina o en el mismo momento del cese del consumo, se tornen muy displacenteros (desagradables), lo que disminuye las probabilidades de que la persona deje de consumir ya que necesitará la sustancia para evitarlos.

Síntomas al día siguiente de consumir cocaína

En el momento en el que se consume cocaína, dependiendo de la vía en la que se administre, se empiezan a experimentar los efectos placenteros de una manera más o menos rápida. Estos efectos variarán según la cantidad consumida. El problema aparecerá en el momento en el que se cesa el consumo, ya que el cuerpo empieza a eliminar la droga y aparecen los síntomas de la resaca.

Después de un consumo en grandes cantidades, aparece lo que se conoce como la bajada de la cocaína (crash), momento en el que empieza a aparecer irritabilidad, cansancio y estados emocionales depresivos. A mayores cantidades consumidas, más brusca es esta bajada, pudiendo aparecer agitación extrema o, incluso, paranoia cursando con distorsiones de la realidad, alejándose completamente de ella.

Esta bajada se caracteriza por una sensación de cansancio o somnolencia debido a la activación excesiva a la que se ha sometido el cuerpo durante determinadas horas, apareciendo un efecto rebote. Cuando se abandona el consumo el cuerpo experimenta un descenso de la actividad, pero, aunque la persona intente dormir, el sueño no es reparador.

La resaca de la cocaína aparece inmediatamente al día siguiente de haber consumido, cuyos síntomas pueden durar hasta cuatro días. En estos días posteriores al consumo, se experimenta sensación de malestar general (tanto físico como psicológico), fatiga, una necesidad imperiosa de dormir, irritabilidad con reacciones agresivas y, a nivel psicológico, aparecen síntomas depresivos, ansiedad y cambios bruscos del estado de ánimo.

Todos estos síntomas se ven agravados si se mezcla el consumo de cocaína con el alcohol, a pesar de que sean sustancias muy asociadas por su consumo social.

Resaca de la cocaína - Síntomas al día siguiente de consumir cocaína

¿Qué ocurre si se combina su consumo con alcohol?

Se ha demostrado mediante diferentes estudios la peligrosidad que presenta la combinación de la cocaína con el alcohol, a pesar de ello, cada vez es más común combinar este consumo o comenzar con el consumo de alcohol y, posteriormente, incorporar la cocaína. Esto es así por los efectos que ambas sustancias producen.

Cuando se consumen de manera combinada, por un lado, la cocaína contrarresta los efectos de cansancio que provoca el alcohol y, por otro lado, el alcohol prolonga los efectos de euforia de la cocaína, disminuyendo también el malestar que se produce cuando el cuerpo empieza a eliminar la cocaína.

Ante todo, hay que tener en cuenta que también aumentan las consecuencias negativas que conllevan las dos sustancias, ya que la persona sufrirá los efectos adversos y “la resaca” posterior de ambas sustancias.

Los síntomas que se experimentarán al día siguiente de haber consumido cocaína y alcohol serán los característicos de la cocaína, más los síntomas de la resaca del alcohol, como son dolor de cabeza, deshidratación, mareos, debilidad, dolores musculares y alteraciones del estado de ánimo.

Por todo ello, este consumo es muy peligroso ya que envía mensajes opuestos al cerebro, siendo la cocaína una droga que activa el Sistema Nervioso y el alcohol es un depresor de éste, lo que genera un conjunto de señales contradictorias para el organismo.

¿Por qué elegir Centro Acción para el tratamiento de la adicción a la cocaína?

La adicción es una enfermedad que afecta a todos los ámbitos de la vida del individuo (social, físico, psicológico y espiritual), por lo que es necesario que se lleve a cabo un tratamiento compuesto por un equipo de profesionales y multidisciplinar, destinado a tratar todas las áreas de la vida de la persona.

A la hora de optar por un centro de desintoxicación y tratamiento de adicciones, es importante saber por qué profesionales estará compuesto el equipo (psicólogos, psiquiatras, médicos y terapeutas), que se encuentren disponibles a lo largo de toda la jornada laboral y conociendo que se deben tener las licencias oportunas otorgadas por la Consejería de Sanidad.

El equipo de Centro Acción está compuesto por psicólogos, médicos y terapeutas especializados en la desintoxicación y tratamiento de la adicción cocaína. Llevamos un seguimiento mediante la realización de analíticas para comprobar la abstinencia y, en casos más complicados, bajo valoración y evaluación del equipo terapéutico, contamos con un entorno de ingreso para la desintoxicación.

Nuestro tratamiento se lleva a cabo mediante terapias cognitivo-conductuales, humanistas, mindfulness y, también, realizamos equinoterapia, con el objetivo de conseguir el cese del consumo, la normalización de la vida del paciente y que sea él mismo el que aprenda la prevención de situaciones que supongan un riesgo de recaída.

Por todo ello, conociendo los síntomas al día siguiente de consumir cocaína y si crees que podrías tener un problema con el consumo de drogas, no dudes en ponerte en manos de profesionales.

Centro Acción | Contacta ahora

Privacidad

3 + 7 =

91 057 72 02 / 683 767 899

info@centroaccion.es

Calle Salustiano Olózaga, 14, 1º Izquierda, 28001, Madrid

De lunes a viernes: 10:00 - 14:00 y 16:30 - 21:30